sábado, 9 de agosto de 2008




El final del campamento llegó y eso quiere decir que comienzan las verdaderas vacaciones. Ayer viernes fue el último día de Daniel en el campamento, y la verdad es que a las chicas les dio mucha pena que ya no vaya a volver lo que queda de mes. Quería escribir en este post un gran agradecimiento de mi parte a todas las personas que han hecho posible un año mas que el campamento del verano funcione como es debido. Son muchas las personas que ponen todo su esfuerzo y su tiempo, empezando por Yolanda la presidenta de Araprode, asociacion donde surgió la idea el primer año y sin la cual no hubiera sido posible hacer por cuarto año consecutivo que funcione el campamento. Son muchas las personas que como digo hacen que esto funcione, Esther (mamá de Marta), Yolanda (mamá de Claudia y Clara), Luisa (mamá de Javier), y luego están todas las chicas que se lo curran dia a dia y que tambien se lo pasan bien algun ratico.


Daniel ha gozado de lo lindo, y eso que los primeros dias, bueno en realidad muchos dias se ha ido protestando, pero se lo ha pasado bien. Han tenido fisioterapia, estimulación en la sala Snoezelen, han hecho una orquesta reciclando basura, una piscina donde Daniel ha sido el protagonista casi todos los días porque estaba enchufado y como era el que mejor se lo pasaba en el agua pues ha sido el que mas la ha aprovechado.


También han tenido talleres donde han hecho sus murales y sus trabajillos, han tenido los viernes almuerzo saludable, que consistía en almorzar la fruta que llevabamos los papás y vamos, que en general Daniel como digo ha disfrutado y ha gastado energías también porque solo había que verlo comer cuando llegaba a casa y que a las 10 de la noche ya quería irse a la cama, y ha dormido de tirón, cosa me temo yo que algo dificil durante este mes de vacaciones ya que no estará tan cansado.


Ayer fue el último día para Daniel pero el campamento continúa durante todo el mes de Agosto así que todavía disfrutarán los niños que vayan este mes. Me trajo una carpeta que han hecho en uno de los talleres hecha con dos tetrabriks de leche reciclados (todo hay que decirlo) y en la portada de la cual está este dibujo que os pongo que imagino yo que será Daniel dentro de la piscina y que le habrán ayudado a hacerlo. Tambien le entregaron el diploma al mas risueño, aunque no lo parezca a veces.





4 comentarios:

ybris dijo...

Es muy de agradecer el trabajo de quienes se entregan a fondo para que chicos como Daniel lo pasen estupendamente.
Pues ahora a disfrutar de las verdaderas vacaciones.

Besos.

laMima dijo...

Que gusto comprobar que cuando "colocas" a los chavales lo haces en un lugar y con gente que les hace disfrutar de lo lindo.
Me alegro de que Daniel haya aprovechado estos días.
Vaya también mi enhorabuena a esa gente que se lo curra tanto.
Y ahora ¡a ver como cansáis al león!.
Un besazo y buenas vacaciones.

fsakura dijo...

¡Muchas felicidades para Daniel!
El diploma al más risueño es uno de los más difíciles de conseguir, pues nuestros hijos suelen tener una sonrisa encantadora y la sacan mucho a relucir.
La sonrisa de los niños es alimento para el alma de los mayores...
Así que... ¡enhorabuena!

Un fuerte abrazo para la familia.

Todo-a-un-leru dijo...

Bueno, ahora un mes (ya un poco menos)para descansar, que tampoco está nada mal... lo felicito por ese diploma tan chulo.
Besos.
Rosa.