domingo, 5 de septiembre de 2010

Como pez en el agua

Que a Daniel le encanta el agua, eso lo se. Que estaría horas y horas a remojo hasta volverse una pasilla, eso también lo se. Pero lo que he descubierto no sin gran asombro este verano es que tambien le gustan los "chorrillos de agua" y me explico:


Supongo que algunos de vosotros sabreis, y si no ya os lo cuento, que este verano hemos vuelto a mudarnos de casa, creo que ya con caracter definitivo. Pues bien, aprovechando que podíamos hacer obra antes de ir a vivir, hicimos ya la obra del cambio de bañera por ducha, cosa que aconsejo a todo el mundo ya que la dificultad con la que antes teniamos que bañarlo todos los días ahora se ha reducido bastante. Pues la cuestión es que pensabamos que Daniel se iba a cabrear por el cambio de bañera a ducha ya que le encanta estar a remojo como he dicho antes, pero los riñones de su padre ya no aguantaban más y al cambiar de un día para otro pensabamos que no le iba a sentar nada bien.


Como aún no hemos dado con el asiento mas adecuado para él, se nos ocurrio que en vez de ducharlo de pie, se sentaran padre e hijo en el suelo de la ducha para que Daniel estuviera mas comodo y no le molestase la cadera. Pues fue un auténtico éxito. Como la ducha es adaptada y tiene una mampara en la que la puerta tiene dos partes, yo desde fuera les doy con el telefonillo de la ducha y los remojo y la verdad es que disfruta más de lo que yo pensaba. Todo esto viene a que este verano nos hemos ido a Cambrils unos días y alli no hay ducha, hay bañera, por lo tanto yo pensaba que a Daniel le iba a encantar volver a estar a remojo y flotando despues de unos cuantos días de ducha diaria. Nuestra sorpresa fue que además de disfrutar del baño a remojo, Daniel buscaba y jugaba con el grifo abierto que dejó su padre de casualidad y sin darse cuenta supongo que porque se acordaba de que yo les enredo con la ducha y juego con ellos desde fuera.



El primer dia que lo hizo os puedo asegurar que Jorge y yo no podiamos contener la carcajada y que lo vi disfrutar y jugar con algo tan natural como un chorrillo de agua igual que hubiera hecho cualquier otro niño. El video que os pongo a continuación es del segundo día claro, porque el primero no caí en grabarlo y no es tan gracioso como el dia anterior pero queria compartirlo con todos vosotros porque creo que viendo disfrutar a Daniel tambien disfruta uno mismo.
video

Os pongo unas fotos tambien de este verano, en la primera esta con Jorge y su prima Luzía que no hace mas que llamarle y decirle cosas y para que Daniel le haga caso le da unas bofetadas....













Las otras dos fotos son con Jorge en la playa (es que estaban guapos y las queria poner). Espero que os gusten.


8 comentarios:

Anónimo dijo...

¡vaya chulada de video!¡qué gozadica verle disfrutar!...lo que no se es como aguantabais las risas vosotros, porque es que está super gracioso...
Besicos. Pilar D.

ybris dijo...

Pues menos mal que coinciden sus gustos con lo más cómodo.
Da gusto ver lo bien que se lo pasa.

Besos.

Laura dijo...

¡genial el video¡
Este año para la medico rehabilitadora tengo pendiente el pedirle una hamaca de baño,apta para meter en la bañera y en la ducha
http://www.ortosoluciones.com/es/ninos/bano/hamaca-bano-infantil-otter.html

o algo parecido

laMima dijo...

Hala que bien jajajajajaja..oye, pues lo siguiente sería una ducha de esas con chorros ¿o qué?, anda que no sabe el trunján.
Me ha emocionado ese vídeo, totalmente. Me duelen pelín los riñones de ver al papi sujetándolo pero me imagino lo a gusto que debía estar viéndolo disfrutar tanto. Esa concentración conque recibe el agua...que gusto, que gusto verlo así.
Besicos.

Luisamiñana.blog dijo...

No había podido ver el video hasta que Inma lo ha colgado. Es una gozada ver a Daniel... ¡qué envidia! Me voy a pedir sitio en un spa, pero ya... Y tú también, Inma Mima, para tu lumbago...¡todos bajo el chorrillo!

Lo del baño adaptado va a ser una caña, en cuanto esté completada la operación hamaca baño... buen enlace, Laura, como siempre...

elena dijo...

Muy bueno el video, y las fotos! Me encanta ver a Daniel asi, y es verdad lo que dice Inma, "viendo disfrutar a Daniel, también disfruta uno mismo".

Soy la profe de apoyo de Daniel(Elena) ,la que recuerda cada semana y cada día que está con él, el porque de haber elegido ésta profesión.
Es facil trabajar con Daniel o para Daniel, ha llegado a ser una especie de relación simbiótica (en la que ambos sacamos provecho o nos beneficiamos).
Yo me lo paso bien con él, me hace sentir bien y puede convertir un día malo en bueno, solo con verle sonreir con esa inocencia natural.
Además, y como somos de caracter un poco similar (tozudicos y serios en unas ocasiones y payasos y divertidos en otras), nos llevamos la mar de bien.

Llevo más de una hora enganchada al blog, buceando en las entradas y enlaces. Mis ojos dicen basta.
Prometo escribir más.

Muchos besos

Luisamiñana.blog dijo...

Querida Elena,

bien sabes que Daniel te quiere un montón, que le encanta estar contigo... él no disimula, y bien sabes lo contento que se pone cuando te ve.

Escribe cuanto quieras, en comentarios y si te apetece participar en el blog, tienes derecho, así que no tienes más que decirlo... aunque ya he fisgado que has preparado un sitio propio: una idea estupenda que espero sigas realizando.

Besos para ti, guapa.

Lamia dijo...

Jolín, qué gusto da verle disfrutar tanto.